Prevención de contagio por Covid en salas de trabajo

Prevención de contagio por Covid en salas de trabajo

En este post entramos profundizaremos en la prevención de contagios por Covid en salas de trabajo mediante la suma de elementos de prevención y protección. Como hemos visto a lo largo de último año, la tasa de contagio por Covid al comienzo y durante la pandemia ha sido extremadamente alta en las salas de manipulación de la industria cárnica y agroalimentaria en general.

Durante 2020, se produjeron más de 200 focos de contagios conocidos en industrias cárnicas de Canadá, UK, Australia, Francia, España y 1500 contagios, con 600.000 personas confinadas en la ciudad de Gütersloh en Alemania en el segundo trimestre del año. Las implicaciones de salud y económicas de esta alta tasa de contagio ha impulsado a desarrollar soluciones, para mitigar los efectos de la pandemia en la industria agroalimentaria.

¿Cuáles son los factores de riesgos en las salas de manipulación de la industria cárnica y agroalimentaria?

  • La baja temperatura de las salas de trabajo. Aunque es condición obligada, en el caso en la industria cárnica, hay que cumplir con las especificaciones del reglamento Europeo CE 853/2004 que establece para los alimentos procesados. Esta baja temperatura parece favorecer la permanencia del virus en el aire y en las superficies.
  • Baja temperatura requerida en otros sectores por motivos de calidad e higiene en industria hortofrutícola y láctea, por ejemplo.
  • Alta concentración de personas realizando trabajo físico intenso propias del proceso productivo con densidades de 1 persona cada 6 m2 o superiores.
  • Escasa ventilación externa en la gran parte de las salas de trabajo (con exclusión de salas limpias con necesidad de sobrepresión). Se limita erróneamente para evitar aumentar la carga térmica y el aporte de humedad.
  • A todo esto, se asocian las condiciones socioeconómicas de gran parte de los trabajadores empleados en estas tareas. Estas condiciones conducen en muchos casos a convivir en lugares donde es objetivamente muy difícil respetar las distancias sociales recomendadas y el uso constante de mascarillas fuera del ámbito laboral.

 

Normativa y buenas prácticas sobre la ventilación de las salas de trabajo en la industria alimentaria para la disminución del riesgo de contagio.

En España existe una falta de una legislación de higiene y salud específica inherente a requisitos de ventilación y pureza del aire para el sector de la agroindustria, sobre todo de cara a evitar la contaminación interna, si excluimos la normativa ISO relativa a las salas limpias.

Esto no ocurre en los edificios de uso civil, donde existe una normativa completa, específica y definida, como el RITE, no aplicable al sector industrial. Una de la normativa aplicable a las salas de trabajo es la (CE) Nº 853/2004, establece los requisitos de temperatura máxima de producto cárnico en la fase de despiece, manipulación y loncheado (corte, deshuese, recorte, corte, corte en cubos, envasado y embalaje):

  • 3 ºC para vísceras;
  • 4 ºC para pollos y conejos;
  • 7 ºC para otros alimentos.

Existen parámetros que condicionan a que las temperaturas en los obradores de la industria cárnica tengan que ser diseñados a temperaturas que varían entre los 7 ºC y 12 ºC.

 

¿Qué es el efecto de la radiación lumínica sobre los agentes patógenos? 

Conocida como irradiación germicida ultra-violeta UV-C, es la luz de onda corta que interrumpe el emparejamiento de bases de ADN y conduce a la inactivación de virus, bacterias y protozoos. La luz incide sobre el paso del flujo de aire, así como sobre las paredes interiores, ventilador y filtros HEPA, esterilizando los mismos, lo que garantiza la mayor higiene durante las labores de mantenimiento.

Irradiación germicida ultra-violeta UV-C. Fuente: Ithotelero

Equipos para ventilación y purificación del aire en salas de trabajo

La propuesta INTARCON pretende mitigar los riesgos de contagio por vía aérea de la enfermedad entre los trabajadores en salas de trabajo. Esto se consigue con una aportación de aire exterior, combinada con alto volumen de recirculación de aire filtrado mediante filtros HEPA para disminuir la tasa de contagio debida a los aerosoles, y con esos la carga viral en esos contenidos. La suma de elementos de prevención y protección reduce dramáticamente el riesgo de contagio en salas de trabajo.

La gama de producto intarSANIT ayuda combatir la transmisión de virus y bacterias en el área de trabajo mediante la filtración y esterilización de aire y el suministro de aire nuevo. Asegura el caudal mínimo de ventilación de la sala de trabajo con aire nuevo previamente filtrado y deshumectado, a la vez que extrae el aire viciado, siendo equipos de fácil integración en la instalación de refrigeración. Estos equipos tienen mínimas pérdidas de frío, gracias a la doble-recuperación de calor en el aire de extracción y la utilización de refrigerante natural de alta eficiencia.

IntarSANIT – TCH Equipos de ventilación para cuartos fríos                                                                     

Diseñado para el aporte de aire nuevo en salas de trabajo, filtra, refrigera y deshumecta el aire aportado en la sala. Con un caudal de ventilación adaptable a la ocupación y sobrepresión de la sala, estos equipos poseen una alta eficiencia energética con doble recuperación de calor del aire de extracción. Son de fácil instalación en el techo de la sala y difusión por conducto textil o rejilla bidireccional.

Gráfico de recuperación de temperatura en intarSANIT TCH para renovación con aire exterior

intarSANIT TPD – Equipos de purificación de aire

Diseñado para la esterilización y purificación de aire en salas de trabajo, inactiva y destruye microorganismos del aire, tales como virus, bacterias y esporas. Filtra, radiación y enfriamiento (opcional) del aire de la sala. Fácil instalación en el techo de la sala, con muy bajo nivel sonoro. Estos equipos cuentan con la certificación del Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial, que certifica que la combinación de radiación UV-C y filtración HEPA tiene una efectividad de hasta el 100% en la eliminación del SARS CoV-2.

Compartir esta entrada